Aviso de Privacidad y uso de cookies
Utilizamos las cookies para gestionar esta página web y mejorar su facilidad de uso. Puede encontrar más información sobre qué son las cookies, por qué las utilizamos y cómo se pueden modificar en Privacidad y cookies. Al utilizar esta página web está aceptando el uso de cookies.

Alianza entre Ford y GM

 |   18 de abril del 2013

Ambas empresas unieron su trabajo y experiencia para desarrollar transmisiones automáticas de 9 y 10 velocidades para automóviles y camiones que mejorarán el rendimiento de los vehículos.

Ford y GM anunciaron un acuerdo de colaboración para el desarrollo de una generación totalmente nueva y avanzada de transmisiones automáticas de 9 y 10 velocidades para automóviles, crossovers, camionetas y camiones. La nueva transmisión, con aplicación en tracción delantera y trasera, tendrá como foco la mejora en el rendimiento de los vehículos, con un mayor ahorro de combustible y satisfacción del cliente.

Esta alianza permitirá a ambas empresas diseñar, desarrollar, probar y lanzar vehículos con las nuevas transmisiones de una manera más rápida y eficiente en costos, que si la hicieran en forma independiente .

“Los equipos de ingeniería de Ford y GM ya comenzaron a trabajar en el diseño inicial de estas nuevas tecnologías”, dijo Jim Lanzon, vice-presidente global de ingeniería de transmisiones de GM. “Esperamos que estas nuevas transmisiones aumenten el nivel de la tecnología, el rendimiento y la calidad para nuestros clientes, ayudando al mismo tiempo a mejorar el consumo de combustible de los próximos productos para ambas marcas.”

Este nuevo acuerdo representa la tercera colaboración, en la última década de Ford y GM en el desarrollo de las transmisiones. Estas alianzas han permitido a las dos marcas ofrecer más de 8 millones de transmisiones de 6 velocidades y tracción delantera, con alta calidad y durabilidad para los consumidores en todo el mundo.

Ford instaló estas transmisiones de 6 velocidades en algunos de los vehículos más vendidos en los Estados Unidos, tales como el sedán Fusion, el crossover Edge y la Explorer y el Escape, mientras que GM aprovechó esta tecnología en vehículos de alto volumen, tales como Chevrolet Malibu, Chevrolet Traverse, Chevrolet Equinox y el Chevrolet Cruze. La colaboración inicial sirvió de modelo para este nuevo acuerdo. Como sucedió en anteriores oportunidades, cada empresa fabricará sus propias transmisiones en sus fábricas, utilizando varios componentes en común.

“El objetivo es mantener la misma tecnología de transmisión en Ford y en GM. Esto aumentará la estandarización de piezas y le dará a ambas compañias economías de escala”, dijo Craig Renneker, ingeniero jefe de Ford. “Sin embargo, cada empresa utilizará su propio software de control para garantizar que cada transmisión sea cuidadosamente combinada de manera individual con el ADN del  vehículo de cada marca.”
 


Notas relacionadas

Te podría interesar