Aviso de Privacidad y uso de cookies
Utilizamos las cookies para gestionar esta página web y mejorar su facilidad de uso. Puede encontrar más información sobre qué son las cookies, por qué las utilizamos y cómo se pueden modificar en Privacidad y cookies. Al utilizar esta página web está aceptando el uso de cookies.

Conclusiones del primer desayuno de ARLOG

 |   16 de marzo del 2010

Durante el primer desayuno del año organizado por la Asociación Argentina de Logística Empresaria (ARLOG), en el Hotel Sheraton de Buenos Aires, el Dr. John Gattorna disertó acerca de la alineación dinámica.

El doctor John Gattorna, mundialmente reconocido como “líder de pensamiento” de la logística, se explayó sobre el concepto de alineación dinámica, una manera innovadora de reflejar el funcionamiento de las variables más trascendentes de las cadenas logísticas.

Durante la presentación, Mauro Sperperato, presidente de ARLOG, destacó la relevancia de este desayuno como actividad inicial de la celebración por el cumpleaños número 20 de ARLOG. Previamente a la disertación, también Enrique Rivas, vicepresidente de la Cámara Empresaria de Operadores Logísticos (CEDOL), expresó su satisfacción por el evento conjunto, esponsoreado por Exologística.

Con la presencia del prestigioso doctor John Gattorna como orador principal, el primer desayuno de ARLOG actualizó valiosos conceptos sobre las tendencias globales en las cadenas de abastecimiento más eficientes del mundo.

El doctor Gattorna inició su disertación matinal, según sus propias palabras, continuando con su tarea evangélica, quién lejos de referirse a cuestiones religiosas, hacía hincapié en la importancia del factor humano en las cadenas de abastecimiento y en la dificultad de que esto sea comprendido y asimilado por algunas empresas.

Si bien es indiscutible el valor de los recursos tecnológicos y los procesos, son las personas, los consumidores, quienes movilizan las cadenas de abastecimiento, y son también personas quienes las componen y operan.

Por ello el concepto de Cadenas Dinámicas, capaces de moverse en consonancia con la fluctuabilidad de los mercados globalizados, depende en gran medida de la capacidad de comprender al consumidor, quien “cada vez tiene más información y por ende más poder”, para poder configurar las cadenas logísticas de forma inversa, con la mirada puesta en las necesidades del consumidor.

La diferenciación entre “buenos y malos clientes”, para poder brindar mayores servicios a los primeros, e identificar a aquellos que no colaboran con el buen funcionamiento de la cadena, también fue resaltado por el especialista.

En consonancia con lo anterior, la importancia de que las personas que conforman nuestra cadena logística estén alineadas con la dirección de ésta es fundamental.

El especialista australiano sostuvo que “las redes de logística no son impulsadas por cadenas tecnológicas sino por personas. Cada empresa es una combinación de cadenas de abastecimiento y las personas son las que impulsan esas cadenas. El problema comienza con la vieja percepción de que la cadena de abastecimiento es sólo una cadena. La realidad es que las cadenas dinámicas son accionadas por la energía y la proactividad de sus empleados y proveedores, y están potenciadas por los deseos cambiantes de sus clientes. Reconocer que las supply chains dinámicas son orgánicas, no mecánicas, cambiará de manera fundamental su forma de administración”.

El experto comentó que “el pensamiento de cadena de abastecimiento es una filosofía que pasa por toda la empresa. Hay que darle un marco filosófico. La realidad posterior a la crisis financiera indica que necesitamos nuevos modelos de negocios que incorporen este concepto para reducir costos”. En ese sentido, agregó que “la alineación es un concepto viviente, no estático, que se aplica a la empresa como un todo. Con él se intentan capturar los mecanismos subyacentes en las supply chains, que son parte integral de todo tipo de empresas”.

“Llamamos a este concepto ‘de alineación dinámica’ -continuó-, porque conserva su validez bajo condiciones cambiantes. Y ofrece, por primera vez, la oportunidad de diseñar y accionar supply chains que estén a la altura de clientes y consumidores, y que, a su vez, evolucionen con el paso del tiempo. La lógica subyacente de la estructura de alineación dinámica es que una empresa necesita estar alineada con sus clientes o mercados en el contexto de un ambiente operativo predominante. El poder de esta estructura recae sobre su habilidad para revelar la interacción entre las necesidades de los clientes, ayudando a formular estrategias apropiadas de respuesta, y la ejecución exitosa de esas estrategias por el liderazgo pertinente.”

Gattorna enumeró además los temas estratégicos que causarán impacto sobre el desempeño de la supply chain en los próximos años:
• la sustentabilidad de las cadenas de suministro, teniendo en cuenta las presiones por la responsabilidad ambiental, social y corporativa;
• el impacto del precio del petróleo sobre el costo de los servicios y las prácticas de outsourcing en todas sus formas;
• la adopción de los principios de supply chain por las empresas de servicios;
• la vulnerabilidad de las supply chain;
• los diseños con elasticidad integrada;
• el surgimiento de la colaboración genuina en las supply chains;
• la extracción de talento dentro y fuera de las empresas;
• aprender a diseñar y dirigir múltiples formatos organizacionales;
• lidiar con la amplitud nacional, regional y mundial de las redes de cadenas de suministros;
• la adopción del modelo de mentalidad holístico de empresa en la gestión de operaciones de supply chain;
• colaborar con los competidores;
• la innovación, el diseño de producto y su ciclo de ida;
• aprender a administrar la complejidad inherente de las cadenas de suministro;
• las redes financieras, y
• la gestión del conocimiento y mejora continua.

“Si se quiere ganar más dinero en forma sostenida, se debe entender el mercado y la cultura de los negocios. Además hay que alinear el liderazgo con el mercado. No existe una única supply chain dentro de una empresa, sino cuatro tipos: ‘lean’, ágil, totalmente flexible y de reabastecimiento continuo. Es recomendable aprovechar la optimización de las redes para resolver las complejidades de la cadena de abastecimiento. Es necesario identificar el segmento innovador, exigente, eficiente y colaborador en la demanda y la oferta manteniendo una cadena ágil y flexible”, añadió Gattorna.

“Las organizaciones exitosas comprenden que construir cadenas más receptivas y enfocadas al cliente es la llave para el futuro. La alineación dinámica de las cadenas de abastecimiento significa ser capaz de ver vida dentro de esas cadenas, captando la energía y la oportunidad, y enfilándolas con las exigencias de los clientes. Las supply chains actuales son mucho más que depósitos, transporte y tecnología. Son por naturaleza organismos vivientes, son supply chain dinámicas. Es necesario comprender a las cadenas de suministro de este modo ya que se pueden configurar y reconfigurar, de la misma manera que cualquier estructura celular”, indicó el experto.

“Con la supply chain como parte de un ecosistema empresarial, se puede sobrevivir y prosperar diseñando y operando configuraciones que posean una cualidad dinámica incorporada, a fin de facilitar la alineación dinámica entre la empresa, sus clientes y sus proveedores. Después de comprender al cliente, el liderazgo es el ingrediente más importante para el éxito”, completó el disertante.

John Gattorna dejó claro que dinamismo y alineación, son las palabras clave en su concepción de una cadena de suministros efectiva y acorde con estos tiempos, más parecida a un organismo viviente que a un conjunto de depósitos, transporte y tecnología.


Notas relacionadas

Te podría interesar