Aviso de Privacidad y uso de cookies
Utilizamos las cookies para gestionar esta página web y mejorar su facilidad de uso. Puede encontrar más información sobre qué son las cookies, por qué las utilizamos y cómo se pueden modificar en Privacidad y cookies. Al utilizar esta página web está aceptando el uso de cookies.

En busca del mercado africano

 |   24 de enero del 2012

El 4 de marzo partirá de Ezeiza la primera misión comercial al exterior que organiza Guillermo Moreno. El destino no será un mercado tradicional para las empresas argentinas, sino Angola, el país africano que vive una inédita bonanza económica a partir de los petrodólares.

Los más de cien empresarios y funcionarios que integrarán la misión estarán en tierra angoleña sólo dos noches, y por el momento la principal actividad programada será un gran asado que ofrecerá la delegación argentina para los principales hombres de negocios del país africano.

En los últimos años, y a partir del descubrimiento de millonarias reservas de petróleo, Angola se convirtió en el destino de moda dentro de un continente como el africano, que, en general, no figura en la lista de prioridades de los grandes inversores internacionales. Sin embargo, la elección del país como destino no se tomó a partir de un detallado estudio de alternativas, sino al mejor estilo Moreno. En una de las primeras reuniones con empresarios que realizó este año, el funcionario consultó a los hombres de negocios cuál sería el destino internacional para la realización de una misión comercial. La primera voz que se alzó propuso Paquistán. Moreno no parecía muy convencido, hasta que otro empresario arriesgó el nombre de Angola. “Ese me gusta. Nos vamos a Africa”, fue la inmediata respuesta de Moreno.

La idea del funcionario es seducir a los empresarios angoleños con la organización de un gran asado argentino. Con este objetivo, el chárter que partirá rumbo a Luanda (la capital de Angola) el domingo 4 de marzo y regresará al país el jueves 8 llevará decenas de kilos de carne provistas por el Consejo Argentino de Productores (CAP) -la entidad que creó el propio Moreno para impulsar proyectos como Carne para Todos- y vino aportado por la Bodega Escorihuela. Para que los angoleños conozcan las bondades del choripán argentino, la organización del viaje no quiere dejar ningún detalle de lado y por eso también serán de la partida varios kilos de harina local -la de Angola no es de suficiente calidad- para elaborar el pan en Luanda.

“Queremos comenzar a exportar carne congelada a Angola, aprovechando algunos cortes que también estamos vendiendo en la Argentina a través del plan Carne para Todos”, explicó Ricardo Bruzzese, el dirigente peronista de La Matanza y mentor del programa Carne para Todos. “Angola es un destino que no está tan trillado y lo bueno es que gracias al petróleo tiene mucha gente con un alto poder adquisitivo”, explicó el empresario, que tiene línea directa con la Secretaría de Comercio Interior.

Petróleo para todos

De la mano del petróleo, en los últimos cinco años la economía angoleña duplicó su tamaño hasta alcanzar un PBI de US$ 110.000 millones y un ingreso per cápita de 5600 dólares anuales, lo que lo convierte en una de las naciones menos pobres de Africa. La balanza comercial entre los dos países es claramente favorable a la Argentina, que le exporta a Angola alimentos y tubos sin costura por más de US$ 150 millones al año y a cambio prácticamente no importa nada (de hecho, durante 2011 sólo se registró el ingreso de productos angoleños por menos de 20.000 dólares).

Moreno está convencido de que el país africano ofrece grandes oportunidades para los alimentos argentinos y que también puede convertirse en una puerta de entrada para llegar a otras naciones del continente. Para abonar las esperanzas oficiales, hay que tener en cuenta que ya son varias las firmas que están exportando alimentos elaborados a Luanda, como Quilmes, Arcor y Dilexis.

FUENTE: lanacion.com.ar


Notas relacionadas

Te podría interesar