Aviso de Privacidad y uso de cookies
Utilizamos las cookies para gestionar esta página web y mejorar su facilidad de uso. Puede encontrar más información sobre qué son las cookies, por qué las utilizamos y cómo se pueden modificar en Privacidad y cookies. Al utilizar esta página web está aceptando el uso de cookies.

Reclamo de Bolivia a Chile ante ALADI

 |   20 de febrero del 2015

En el marco del diálogo entre Bolivia y Chile dispuesto por la ALADI, Bolivia exigió a Chile la inmediata suspensión de medidas unilaterales que afectan su derecho al Libre Tránsito y exige que la frontera opere 24 horas para descongestionar los pasos fronterizos.

La primera reunión de diálogo entre Bolivia y Chile se realizó el pasado jueves 19 de febrero, según lo dispuesto por el Comité de Representantes a partir del reclamo presentado por Bolivia por incumplimiento de Chile del ATIT, reiterando la obligación de Chile de cumplir con lo estipulado en el Artículo 15°, de no utilizar las disposiciones del acuerdo para restringir las facilidades que sobre transporte y libre tránsito Chile ha concedido a Bolivia en acuerdos anteriores.


En la reunión, Bolivia exigió se suspenda de manera inmediata la fiscalización vehicular que se realiza en territorio chileno, debido a que para el caso de la carga de ultramar estas fiscalizaciones no han sido acordadas en “Actos Especiales” tal como lo señala el Artículo 6 del Tratado de 1904.


Por otro lado, y como forma de adoptar medidas que aseguren un descongestionamiento de los pasos fronterizos, se demandó a Chile la atención en frontera durante las 24 horas los 7 días de la semana, tema sobre el cual la delegación de Chile comprometió respuesta en la próxima reunión. En relación a las duras circunstancias que deben enfrentar los transportistas se exigió el mejoramiento de las condiciones de infraestructura, servicios básicos, alimentación y otros, que permitan cubrir las necesidades elementales de los transportistas que actualmente deben pasar varias horas e incluso días en este paso fronterizo.


Se exigió, además, la suspensión inmediata de las otras medidas unilaterales adoptadas por Chile en perjuicio al libre tránsito para las cargas de Bolivia a ultramar, en incumplimiento del Artículo 15 del ATIT, como la exigencia de “Permisos Ocasionales” y “Permisos Complementarios” a transportistas, la aplicación del formulario de Control de productos Silvoagropecuarios en Tránsito, verificación de mercancías en carretera, Obligatoriedad de contratar “Representante Legal”, obligación de portar “libreta del Tripulante”, restricción de ingreso de vehículos de año de fabricación anterior al 2000, entre otras.


Sobre los cupos que viene aplicando Chile, la delegación boliviana rechazó enfáticamente la utilización de este mecanismo así como la intensión de Chile de limitar la actividad comercial boliviana tal como consta textualmente en el Acta de la VIII Reunión Bilateral de Organismos de Aplicación del ATIT, considerando esto un atentado contra el derecho que tiene Bolivia a su desarrollo, exigiendo la suspensión inmediata de los cupos a la carga de ultramar.


Asimismo, Bolivia propuso que la próxima reunión se realice el 10 de marzo de 2015, para continuar abordando el tema.


En diciembre de 2014, la Secretaria General de ALADI, a pedido de los países que conforman esta Asociación, emitió un informe reafirmando la posición de Bolivia, sobre la obligatoriedad que tiene el Gobierno de Chile de cumplir con el Artículo 15 del ATIT, el mismo señala que “este acuerdo no significa en ningún caso restricción sobre las facilidades sobre transporte y libre tránsito” que Chile comprometió a Bolivia en el tratado de 1904 y acuerdos posteriores.


Al respecto, el informe de la Secretaría General de la ALADI indica que el Artículo 15 es de “carácter preceptivo y obligatorio y no meramente declarativo” como alegaba el Gobierno de Chile.


La delegación Boliviana estuvo encabezada por el Viceministro de Relaciones Exteriores, Emb. Juan Carlos Alurralde Tejada; el representante Permanente ante ALADI y MERCOSUR, Benjamín Blanco Ferri; delegados de DIREMAR, Aduana Nacional de Bolivia, Dirección de Migración, Viceministerio de transportes, Policía Nacional y representantes de las cámaras de transporte Boliviano.


Notas relacionadas

Te podría interesar