Aviso de Privacidad y uso de cookies
Utilizamos las cookies para gestionar esta página web y mejorar su facilidad de uso. Puede encontrar más información sobre qué son las cookies, por qué las utilizamos y cómo se pueden modificar en Privacidad y cookies. Al utilizar esta página web está aceptando el uso de cookies.

Según el Indec, la industria creció 6,5%

 |   26 de enero del 2012

A lo largo del año pasado la actividad industrial fue perdiendo dinamismo. Y cerró el trimestre con un crecimiento del 3,4%, lejos del 9,2% que había alcanzado a comienzos de 2011, según los datos difundidos por el INDEC.

La desaceleración industrial refleja la incidencia de la crisis internacional y, en particular, los conflictos comerciales con Brasil. También desequilibrios internos, como las restricciones a las importaciones que se acentuaron desde agosto en adelante, y en algunos sectores la falta de inversiones porque están trabajando con la capacidad instalada casi a pleno.

De las estadísticas oficiales surge que en forma casi ininterrumpida mes a mes la actividad fabril fue disminuyendo . Arrancó en enero con un 10,3% respecto a fines de 2009 (un año de crisis) y concluyó en diciembre con un 1,4% por encima de igual mes de 2010. Un ejemplo fue el sector más dinámico, el automotor, que siguió liderando el ranking de producción y finalizó el año pasado con una suba del 13,1% cuando venía creciendo a más del 20% anual. En particular, diciembre fue un mes negativo para los autos porque por el parate de las ventas a Brasil y la falta de algunos insumos importados, la producción retrocedió un 20,8% respecto de igual mes de 2010.

Básicamente, en 2011 hubo dos bloques industriales diferenciados. Aunque a menor ritmo, pero con subas de entre el 6 y 13%, se mantuvo la expansión automotriz, metalmecánica, de metales básicos, como acero, y en los sectores vinculados a la construcción, como cemento y otros materiales para la construcción. En cambio, con crecimientos por debajo del 5%, tuvieron un magro desempeño la producción de productos químicos, textiles, papel y cartón, y prosiguió el retroceso de refinación de petróleo con una caída del 4%.

En tanto el sector alimenticio tuvo en el año un desempeño medio, del 4,8% impulsado por los lácteos (+ 9,5%) que fue, en parte neutralizado por el retroceso de “carnes rojas” (-6,8%) y otros sectores como (azúcar, yerba y té). También se contrajo el sector textil en hilados de algodón y fibras sintéticas y artificiales y hubo una leve suba del 1,7% en tejidos. Hacia adelante, y según el INDEC, los empresarios no esperan grandes cambios y la mayoría anticipa un ritmo estable de la demanda y de las exportaciones.

Sin embargo, por la recesión en buena parte del mundo desarrollado, la menor demanda interna por los ajustes tarifarios y las mayores restricciones a las importaciones, los analistas esperan que en 2012 la industria tenga un desempeño medio, del orden del 4% .

FUENTE: clarín.com

Según el Indec, la industria creció 6,5%

 |   26 de enero del 2012

A lo largo del año pasado la actividad industrial fue perdiendo dinamismo. Y cerró el trimestre con un crecimiento del 3,4%, lejos del 9,2% que había alcanzado a comienzos de 2011, según los datos del Indec difundidos ayer.

La desaceleración industrial refleja la incidencia de la crisis internacional y, en particular, los conflictos comerciales con Brasil. También desequilibrios internos, como las restricciones a las importaciones que se acentuaron desde agosto en adelante, y en algunos sectores la falta de inversiones porque están trabajando con la capacidad instalada casi a pleno.

De las estadísticas oficiales surge que en forma casi ininterrumpida mes a mes la actividad fabril fue disminuyendo . Arrancó en enero con un 10,3% respecto a fines de 2009 (un año de crisis) y concluyó en diciembre con un 1,4% por encima de igual mes de 2010. Un ejemplo fue el sector más dinámico, el automotor, que siguió liderando el ranking de producción y finalizó el año pasado con una suba del 13,1% cuando venía creciendo a más del 20% anual. En particular, diciembre fue un mes negativo para los autos porque por el parate de las ventas a Brasil y la falta de algunos insumos importados, la producción retrocedió un 20,8% respecto de igual mes de 2010.

Básicamente, en 2011 hubo dos bloques industriales diferenciados. Aunque a menor ritmo, pero con subas de entre el 6 y 13%, se mantuvo la expansión automotriz, metalmecánica, de metales básicos, como acero, y en los sectores vinculados a la construcción, como cemento y otros materiales para la construcción. En cambio, con crecimientos por debajo del 5%, tuvieron un magro desempeño la producción de productos químicos, textiles, papel y cartón, y prosiguió el retroceso de refinación de petróleo con una caída del 4%.

En tanto el sector alimenticio tuvo en el año un desempeño medio, del 4,8% impulsado por los lácteos (+ 9,5%) que fue, en parte neutralizado por el retroceso de “carnes rojas” (-6,8%) y otros sectores como (azúcar, yerba y té). También se contrajo el sector textil en hilados de algodón y fibras sintéticas y artificiales y hubo una leve suba del 1,7% en tejidos. Hacia adelante, y según el INDEC, los empresarios no esperan grandes cambios y la mayoría anticipa un ritmo estable de la demanda y de las exportaciones.

Sin embargo, por la recesión en buena parte del mundo desarrollado, la menor demanda interna por los ajustes tarifarios y las mayores restricciones a las importaciones, los analistas esperan que en 2012 la industria tenga un desempeño medio, del orden del 4% .

FUENTE: clarín.com


Notas relacionadas

Te podría interesar