Aviso de Privacidad y uso de cookies
Utilizamos las cookies para gestionar esta página web y mejorar su facilidad de uso. Puede encontrar más información sobre qué son las cookies, por qué las utilizamos y cómo se pueden modificar en Privacidad y cookies. Al utilizar esta página web está aceptando el uso de cookies.

Voces logísticas regionales: Colombia

 |   17 de septiembre del 2020


Colombia se encuentra en pleno proceso de desarrollo logístico, con el objetivo de convertirse en un referente latinoamericano en multimodalismo. En este sentido el país ha dado pasos importantes en materia de infraestructura vial, así como en implementaciones tecnológicas para optimizar las operaciones portuarias.

 

Consultamos a referentes logísticos de diversos países de la región, gracias a la colaboración de ALALOG, quienes nos brindaron su visión sobre el sector, su actualidad, características y situación ante la pandemia. En esta oportunidad dialogamos con Nidia Hernández Jiménez, Presidente Ejecutiva de la Federación Colombiana de Transportadores de Carga por Carretera – Colfecar.

Énfasis Logística: ¿Cómo describiría la situación general del sector logístico en Colombia?

Nidia Hernández Jiménez: En Colombia se vienen dando importantes desarrollos en materia de infraestructura para el transporte, principalmente en lo que concierne a las carreteras y a la adecuación de los corredores fluviales, esto permitirá de manera paulatina lograr un mejor desempeño a nivel de transporte que se traduce en una mayor eficiencia logística. Entre los principales retos que tiene el país en materia logística están la reducción de los costos logísticos del sector empresarial, mejorar los tiempos de entrega y promover los indicadores de medición de cumplimiento entre las empresas, mejorar las condiciones para aumentar el transporte multimodal, de acuerdo con la naturaleza de la mercancía, y mejorar los niveles de apropiación tecnológica en el sector logístico. Hay que destacar que persiste un panorama positivo en relación con los desarrollos tanto privados como estatales en materia de crecimiento logístico, la meta es posicionar a Colombia como un referente latinoamericano de la logística multimodal.

Te puede interesar: Última milla y la construcción de ciudades inteligentes

 

É. L.: ¿Cuál fue el impacto de la pandemia en el sector?

N. H. J.: Las medidas de contingencia tomadas por el gobierno nacional y los gobiernos locales para evitar la propagación del Covid-19, contemplaron en un principio la restricción de la mayoría de los sectores productivos del país, lo que produjo un estancamiento en la economía nacional que se evidencio en mayor medida en abril cuando la economía cayó en un 20,6%. El efecto posterior fue una disminución en los niveles de movilización de mercancías en su tonelaje del 12,15% en el primer semestre de 2020, siendo abril el más crítico con una disminución del 31,1%. Esto provocó una disminución en la flota vehicular disponible para el transporte de carga, que oscilaba entre el 30% y el 60% de la flota de las empresas dependiendo de su tamaño y su actividad de negocio central.

 

Sin embargo, hay que destacar que el comportamiento del movimiento de carga y viajes mejoró 7,66% en junio frente al mes de mayo, lo que representa un aliciente de las proyecciones del sector para el segundo semestre, lo que se verá según la reapertura gradual que se siga dando de varios sectores de la economía como ha venido sucediendo.

É. L.: ¿Cómo es la situación en cuanto a los costos y la competitividad de las empresas logísticas?

N. H. J.: En Colombia las empresas invierten en promedio el 13,5% de sus ventas en costos logísticos, en promedio este costo se compone en un 46,5% por almacenamiento, 35,2% en transporte, 11,1% en costos administrativos y 7,2% en otros costos, sin embargo, la distribución varía dependiendo de la actividad económica. El costo logístico también varía dependiendo del tamaño de la empresa, entre más grande es la empresa menores son los costos logísticos en los que se incurre.

 

Te puede interesar: Voces logísticas regionales: México

 

Por su parte, el transporte de carga por carretera incurre de manera específica en unos costos de movilización que se miden teniendo en cuenta el índice de Costos del Transporte de Carga por carretera (ICTC), publicado por el Departamento Administrativo Nacional de estadísticas (DANE), el cual ha mostrado incrementos entre el 3% y 5% anualmente. Sin embargo, las medidas tomadas por el gobierno nacional para enfrentar la crisis provocada por la pandemia han surtido efecto en disminuir los costos del transporte de carga por carretera, transformando los costos a términos negativos y ubicándolos entre -8% y -10% por algunos meses.

En términos de competitividad, las medidas en materia de control y monitoreo de tiempos logísticos empiezan a surtir efecto y se evidencian disminuciones en los tiempos de distribución; de igual forma, la puesta en funcionamiento de nuevos proyectos de infraestructura también ayudan con la disminución de estos tiempos. Así mismo, la gran apuesta del país por las vías 4G empieza a surtir efectos positivos y ya son visibles los avances en la mayoría de proyectos que en promedio completan un 42% de ejecución y la inauguración de otros.

É. L.: ¿Cómo definiría el nivel de servicio vinculado con el comercio electrónico?

N. H. J.: Durante la cuarentena se han evidenciado aumentos en el eCommerce entre el 50% y el 80%, según la Cámara Colombiana de Comercio Electrónico. Por su parte, un informe desarrollado por Mercado Libre sobre eCommerce en Latinoamérica destaca a Colombia como el segundo país de la región con mayor crecimiento de pedidos con un 119%.

 

En términos logísticos, las empresas de mensajería y paqueteo dedicadas al transporte de este tipo de mercancías han adoptado herramientas digitales avanzadas que han permitido un mejor desempeño del sector de distribución, sin embargo, existen dificultades de carácter institucional frente a la llegada de empresas de tecnología que funcionan por medio de Apps dedicadas al servicio de mensajería y paqueteo, pues éstas evaden varios requerimientos en términos de impuestos, seguros y contratación con las cuales sí deben cumplir las empresas de transporte para poder operar.

É. L.: En cuanto a la sustentabilidad de las operaciones, ¿cómo está posicionado el sector logístico local?

N. H. J.: El sector logístico colombiano ha dado pasos importantes tanto en materia de infraestructura vial, con el desarrollo de un paquete de 27 obras de vías de cuarta generación más amplias y con altos estándares de calidad que le permiten a los transportadores de carga cumplir recorridos en menores tiempos, con mayor seguridad y reducción de costos operativos. Una de esas grandes obras es el Túnel de La Línea, que cruzará la cordillera central del país reduciendo significativamente la distancia entre el centro y sur occidente de Colombia en 1 hora y 20 minutos, logrando que la velocidad de operación aumente de 18 a 60 kilómetros por hora –en promedio. Esta obra será entregada en septiembre próximo después de 11 años de construcción.

 

De igual forma, en los puertos se han comenzado a implementar herramientas tecnológicas para mejorar los procesos de cargue y descargue, al igual que los tramites de despacho de mercancía con registros electrónicos de la carga y su seguimiento en el recorrido de salida y llegada a su destino.

É. L.: Sobre la implementación de tecnología y automatismos, ¿cómo describiría la actualidad de la logística en su país?

N. H. J.: El sector del transporte de carga en Colombia ha ido asimilando de manera paulatina la implementación y masificación de las tecnologías, pero nuestro empeño es darle un gran impulso, pues su importancia ha quedado más que en evidencia durante estos meses de pandemia.

 

Desde Colfecar hemos impulsado la incursión de nuestras empresas afiliadas en el uso de las nuevas tecnologías y el internet de las cosas como herramientas claves para mejorar los costos de operación de los vehículos, logrando mayores rendimientos y optimizando las actividades administrativas y financieras. De hecho, hay varias empresas de transporte que ya hacen uso de los servicios de estas tecnologías que prestan varios proveedores colombianos. Consideramos que en el cumplimiento de estos objetivos es importante contar con el respaldo de entidades gubernamentales, pues las inversiones en esta materia requieren de un músculo financiero que no está al alcance de todas las empresas del transporte.

La idea es que avancemos de manera segura y sostenible en la modernización de nuestro sector, ya que los retos y ventajas de la tecnología nos llevarán a lograr una mayor productividad en materia de costos operativos, y competitividad frente a las circunstancias del mercado.

Te puede interesar:


Notas relacionadas

Te podría interesar